lunes, 25 de octubre de 2010

Diez hitos en la carrera de un histórico Claudio Pizarro

1. La primera vez. Un joven Claudio Pizarro debutó en Primera en 1996. Lo curioso del caso es que lo hizo ante Alianza Lima, equipo al que miró siempre con cariño y del que es hincha declarado. No le pudo marcar en aquel 0-2 de la primera fecha, pero dos jornadas después rompió redes por primera vez con dos goles. Aquel Pesquero ganó 2-1 al Atlético Torino gracias a un jovencito alto y de piernas flacas. [Vea aquí el video de sus inicios en Deportivo Pesquero]

2. El complicado pase a Alianza. Claudio ya tenía todo para irse de Pesquero y por poquito le cortan las piernas. Y es que la dirigencia del club chimbotano le exigió quedarse aduciendo que aún tenía un contrato amateur.Alianza lo quería tanto que elevaron el caso a la Comisión de Justicia de la Federación, que falló en contra de los blanquiazules. Los íntimos hicieron un esfuerzo extra y acabaron pagando al club norteño para que suelte a su delantero. El 25 de febrero, ante Unión Minas, pudo debutar. Al fin.

3. Cinco al hilo. Hacerlo ver en YouTube el video de ese 8 de agosto de 1999 debe ser como regresarlo al primer amor. Alianza jugaba con Unión Minas por el Clausura de ese año. Se trataba de un equipo poderoso donde jugaba junto con Waldir Sáenz y Tressor Moreno. Ese día, un Claudio de pelo corto se robó el show y anotó cinco goles en la victoria por 7-1: dos de cabeza, dos de pierna derecha y uno de penal. Solo le faltó uno de zurda y otro de taco para coronar la tarde. [Vea aquí el video de aquella gloriosa tarde del delantero]

4. ¡Hallo Deutschland! En 1999 Claudio Pizarro tomó un vuelo de Lufthansa aBremen. Iba a un equipo con sequía de goles y cumplió mojando: marcó un tanto en su primer partido de práctica y en su segundo partido, ante el Kaiserslautern, anotó su primer gol en la Bundesliga. Claudio se fue convirtiendo, a medida que anotaba, en el ‘Bombardero de los Andes’. ¿Y Alianza? Perdió el título. Quizás con sus goles la historia hubiera sido otra.

5. Qué Bávaro. Fue caro: le costó al Bayern 25 millones y medio de dólares y una cena con Franz Beckenbauer. El ex campeón mundial fue el que terminó de convencerlo en una conversación de la que el ‘Bombardero’ salió hecho un ovillo de nervios, según propia confesión. Fue el 2001, cuando dejó el Bremenpor nuevos horizontes para compartir equipo con el hoy ex goleador extranjero en la historia de la Bundesliga, Giovane Elber. Uno de sus puntos más altos se dio, justamente ese año, cuando alzó la Copa Intercontinental contra Boca.

6. Cráneo roto. El 9 de julio del 2004, durante la Copa América de Perú, Claudio saltó a cabecear el balón sin fijarse en que detrás de él venía un venezolano Alejandro Cicchero que le clavó el codo en el temporal derecho. Fue operado en Lima y llevado a Alemania para ser intervenido nuevamente. Dos meses después estaba sano y salvo. Y haciendo goles.

7. De Alemania a Londres. A mediados del 2007, después de la Copa América, Claudio Pizarro era un jugador cuestionado. Su contrato con el Bayern Múnich estaba por terminar y Karl Heinz Rumenigge, alto directivo del club muniqués, lo lapidó: “Si quiere ganar como Shevchenko, que juegue como Shevchenko”, dijo respecto a una temporada en la que solo había marcado 8 goles en la Bundesliga. Al poco tiempo ‘Pizza’ recibió una llamada de José Mourinho: lo quería en un Chelsea lleno de estrellas donde, incluso, compartió vestuario con el ucraniano.

8. El Golf. Cuando Claudio llevaba algunos años en Alemania, uno de sus pasatiempos era jugar golf con Oliver Khan. Luego, el Golf (Los Incas, el hotel) no serviría para relajarlo, sino para llenarlo de cólera. El atacante fue sancionado con 18 meses de suspensión en la selección, pero no por participar de la juerga sino por conocer de ella y no haberla evitado en su calidad de capitán. Luego la sanción fue reducida, pero el jugador, además, fue declarado inocente en el TAS. Sin embargo, las lesiones han hecho que no vuelva a la bicolor (por ahora).

9. De vuelta a Bremen. Luego del mal año en el Chelsea (Mourinho había ido y el nuevo DT, Avram Grant, no lo ponía), el ‘Bombardero’ volvió a casa. Siete años después de su primer paso por el club ‘lagarto’ ya no usaba la 14, sino la 24, y llegaba en calidad de préstamo. Luego los teutones lo compraron por 2 millones de euros y fue una buena (y barata) compra: hoy vale ocho, aunque para los fans verdolagas, el peruano no tiene precio.

10. Hombre récord. Le había costado tanto. Cuando le anotó al Hamburgo su gol número 133, en la última fecha de la temporada pasada, todos pensaban que solo tendría que esperar a que pase el Mundial y se reinicien los torneos europeos para verlo festejar. Sin embargo, un mal inicio y una lesión que luego se le recrudeció hicieron que tengamos que esperar hasta la novena jornada para celebrar.

Por Angel Hugo Pilares

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Si vas a comentar entonces que esperas, expresate como quieras aunque no te identifiques.

Cargando

Fuente:

Conflictos sociales

 
  • Blogroll

    Haciendo clic con el puntero del mouse puedes dar de comer al Hamster y entretenerlo para que de vueltas en su rueda.
  • Consectetuer

  • Popular

    Radio Venus en tu web
  • Comments